El Viaje del Loco

January 27, 2016

El Viaje del Loco

El Loco representa el viaje interno y el potencial que tenemos los humanos para conseguir alcanzar nuestros sueños. Es el inicio de la historia, el principio creativo que espera manifestarse.

Mi primer paso en este Viaje del Loco lo di cuando decidí ser independiente. Según Stephen Covey en su libro “Los 7 Hábitos de la Gente Altamente Efectiva”, la independencia es un proceso que empieza en el momento en que dejamos de depender de algo o alguien y tomamos el control de nuestras propias acciones, comprender que todo lo que sucede es el resultado de mis decisiones y que ningún agente externo está involucrado en el proceso me llevó a escalar hacia mi victoria personal. Ser independiente es desarrollar hábitos de conducta diferentes a los que estamos acostumbrados cuando dependemos de algo más.

Durante varios meses estuve cultivando nuevos hábitos, haciendo cosas que nunca me imaginé que iba a estar haciendo o que tenía la capacidad de hacer. Aprendí a conseguir y preparar mis alimentos, a lavar mi ropa, limpiar y ordenar mi casa, entre otras cosas. Todo esto lo pude poner a prueba gracias a que hice lo que todos tenemos que hacer en algún momento: vivir sólo.

Hay una idea muy errónea que tienen la mayoría de jóvenes antes de aventurarse a vivir por su propia cuenta y es que asocian esta libertad con libertinaje, con fiesta y “hacer lo que me da la gana”. Por un momento yo pensé de esta manera, hasta que la realidad te da una bofetada en la cara para que despiertes y sepas que significa realmente vivir sólo.

No hice fiestas ni invité a mis amigos a emborracharse todos los días, en cambio, tuve la oportunidad de compartir conmigo mismo y vencer poco a poco los miedos que conlleva la soledad. Mis amistades cambiaron, la gente que solía estar conmigo por diversión dejó de estarlo y pude conocer nuevas personas que me enseñaron a valorar cada día esta nueva libertad.

El Loco es nuestra mente. Representa todas aquellas cosas que nunca vamos a perder ya que son nuestra esencia y están siempre presentes, nunca mueren. Son las cosas que el dinero no puede comprar, las verdaderas experiencias de la vida.

¿Serías capaz de perder todo los bienes materiales que posees y volver a obtenerlos con facilidad?

Carpe diem.

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Go top